El BLOG de Benito Caetano

Comunicación, asuntos públicos y otras emergencias...

Autor: benitoc (página 1 de 2)

Estados Unidos, el enemigo de la democracia en el mundo

No voy a hablar de España, donde los USA metieron definitivamente la mano al principio de la transición para torcer la voluntad de la gente, antes de que ésta pudiera manifestar su voluntad, hacia posiciones favorables su gobierno. Un gobierno extranjero, hegemónico por el servilismo de los supuestos patriotas españoles, con intereses comerciales internos y con un sistema político sometido a éstos y a sus élites.

Tampoco a su historia, plagada de golpes de estado, de trapicheos fascistoides, de manejos en la sombra de otros estados… de guerras criminales -no hay de las otras- en países que sencillamente no obedecían a sus intereses. En dos siglos de existencia, una guerra permanente, sin pausas. Siempre en el extranjero.

Tampoco la constante agresión al oriente próximo, en busca del botín del petróleo y sus oleoductos, que han costadeo la vida ya a cientos de miles de personas.

Sólo citaré, por ejemplo, el acoso del sinvergüenza de Trump hacia la hambrienta y bloqueada Venezuela. Bloqueada sin solución de continuidad por el ejército norteamericano, al menos hasta que los venezolanos cedan la explotación de su rico patrimonio minero a las compañías USA.

Tambíen la mano sucia de Trump en una américa latina que no consigue arrancar con su camino al bienestar por la presión de los militares yanquis, que siempre actuan, no en favor de la libertad como cínicamente dicen, sino en apoyo a sus compañía comerciales; en apoyo de una minoría dominante de su propio pais.

Y finalmente Bolivia, donde el golpe de estado financiado por Trump, con dinero puesto en las manos de fascistas y religiosos locales, ha acabado con la vida de numerosos paisanos y seguirá asi hasta que el litio boliviano y otras riquezas naturales de un pais sin desarrollo termine en su poder.

Como en Cuba, afortunadamente resistente.

Dios maldiga a Trump.

El PSOE y sus registros en Internet o la jugada de la Ñ…

Treinta millones (30.000.000) de folletos tiene el PSOE parados porque promocionan una web de la que no es dueño.

La web a la que dirigen los folletos se llama «ahoraespaña.com» y ha sido registrada por un listo de Valencia, aprovechando que en el PSOE presentaron esa frase como lema de campaña. Y lo peor es que es una web que va contra el PSOE.

Y ahi anda el PSOE diciendo esta web es mía y exigiendo su dominio porque dice que ellos lo han registrado primero. Pero en Internet hay pocos errores de estos.

El tipo de Valencia ha registrado exactamente «ahoraespaña», con Ñ…

Domain Name: AHORAESPAñA.COM
Registry Domain ID: 2439092136_DOMAIN_COM-VRSN
Registrar WHOIS Server: whois.scip.es
Registrar URL: https://www.dondominio.com
Updated Date: 2019-10-11T16:37:58Z
Creation Date: 2019-09-30T20:04:01Z

Pero el PSOE lo que ha registrado es «ahoraespana», con N, quizás por desconocimiento o falta de práctica…

Domain Name: AHORAESPANA.COM
Registry Domain ID: 2437362830_DOMAIN_COM-VRSN
Registrar WHOIS Server: whois.nominalia.com
Registrar URL: http://www.nominalia.com
Updated Date: 2019-10-03T00:00:00Z
Creation Date: 2019-09-26T00:00:00Z

Por el momento en el PSOE lo único que dicen es que ellos lo registraron primero y que tienen todos los derechos del mundo sobre el dominio con Ñ.

Lo malo es que en esto no van a poder apañar nada, porque en Internet una N no es una Ñ, ni viceversa.

Lo que tiene no saber… o hacer las cosas a la ligera…

Cansado de tantos intereses de parte y de estrategias para frenar el progreso social de España…

¿Para cuando una Asociacion de Abogados Progresistas, que nos defienda, querrellándose o denunciando efectivamente ante los tribunales de justicia, de los ataques a la sensibilidad de quienes no estamos por la caspa ni por las creencias particulares de cada cual en una democracia social y un estado de derecho?

Frente a las estupideces de los procesos como el del coño insumiso, frente a los nombramientos de vírgenes y santos de una creencia concreta como hérores del Estado y de sus políticas, frente a políticos electos desfilando en procesiones y presidiendo actos caducos… frente al entregismo de nuestros representantes, en pleno siglo XXI, ante tradiciones de otros tiempos, que suponen un freno, cuando no un retroceso en las conquistas del estado democratico y social… frenta a los dictados del calendario de una iglesia entre tantas…

Hay a quienes nos ofende que los representantes publicos desfilen en procesiones, celebren fiestas y adapten su calendario y el nuestro a las celebraciones de una religión concreta, acudan a actos de antiguas familias golpistas, rindan pleitesia a tradiciones y creencias de parte, se callen ante ofensas historicas contra el pueblo…

Y estamos desvalidos frente a los ataques organizados de los que siempre se han opuesto -.documentado- al progreso, defendiendo su beneficioso estatus -documentado- y de los que han frenado a España -documentado- conscientemente durante siglos y siglos.

¿O es que no hay abogados progresistas?

Google y Andalucía

La compañía global Alphabet, propitaria de la todopoderosa Google, ha vuelto a anuncia inversiones para asegurar su red y construir nuevos centros de datos. Lo ha hecho en Finlandia, por valor de 3.000 millones de dólares.

No es ni la primera ni la última vez que Google hace o anuncia grandes inversiones, dirigidas a la compra de futuros eléctricos verdes o a la extensión de su infraestrutura física.

Un centro de datos es todo un complejo industrial, una gigantesca instalación de hardware, que suele dar grandes cantidades de trabajo de calidad y que dinamiza completamente la zona donde se ubica. Vamos, que es un dulce.

Un dulce que a Andalucía no parece interesarle. Desde hace años, un servidor lleva alertando de las posibilidades -sobretodo geopolíticas, pero también de estructura- que puede tener nuestra comunidad para aspirar a uno de eso centros de datos de Google. Tenemos la puerta de un espacio con riesgos de cobertura, hacia el este y hacia el inmenso sur; tenemos las fuentes de energía que necesitan, tenemos espacios seguros, tenemos…

Pero no tenemos ni políticos ni gestores que sean capaces de mirar más arriba del suelo que pisan y, por tanto, incapaces de ponerse metal altas para el desarrollo andaluz.

La última intentona ha sido a través del proyecto ‘El faro’, con el que se pretendía crear, con la excusa del [minimizado] V Centenario de la Vuelta al Mundo, un centro de supercomputación -si, por ejemplo, el mismo de la UE que finalmente se lleva Barcelona- que además sociabilizara el big data de todo el mundo, un poner: el de las smart cities y otras smart things, ahora en manos privadas.

Ni siquiera la existencia de un borrador de proyecto y los contactos preliminares habidos con Google, IBM y otras compañías han animado a nuestros electos representantes a tomar un poco en serio la cuestión y poner mesa enmedio para hablar con unos y con otros, evaluando así nuestras verdaderas posibilidades.

Yo creo que ni lo han entendido. Todavía.

A elecciones, que Cataluña no es España… ¿no es eso?

Pues no: los catalanes también son España, aunque suene raro decirlo.

Es más, los independentistas catalanes son una España a la que han decepcionado largamente los tejemanejes y las oscuridades de la clase política madridita.

Ya lo sé, en el caso catalán, algunos de los independentistas son una masa de gente que medio se ha tragado la farsa de su burguesía imperante, esa que tiene tanto que callar salvo en los tribunales. Sólo se lo ha tragado a medias, que otra cosda es lo que construyen las televisiones y el resto de la caterva de la prensa alquilada.

El relato de la razón catalana pasa necesariamente por lo que dicen sus votos. Y sus votos dicen que -a menos que nos carguemos el sistema electoral español, que bien estaría- que tienen a 22 diputados electos soberanistas y otros 7 que lo toleran a su manera.

El discurso poselectoral de Sánchez no ha querido contar con la parte izquierdista de esos votos, los de ERC, que junto con Unidas Podemos le habrían dado una mayoría absoluta holgada, por extrañas razones.

Yo lo achaco pricipalmente a sus encuestas y no tanto a las presiones de los eternos entorpecedores de España: los bancos, los grandes propietarios, los grupos conservadores o monárquicos… esos que históricamente han tenido a España frenada de todo progreso.

En esas encuestas se resalta que, electoralmente, en el resto de España se usa toda referencia a Cataluña, la primera región económica del pais, como poco más que una excusa. Para la mayoría de los españoles que votan, indocumentadamente, los catalanes son los malos y no hay que jugar con ellos, porque son malos…

Pero son España, digan lo que digan en Cataluña y jueguen a lo que jueguen en Madrid.

Y la política es negociación y cintura. Y 15 diputados son (eran) 15 diputados. Los que hacían falta.

Claro que Sánchez quizás tenga otros patrones…

Hoy debería ser festivo en Sevilla…

Hoy es 10 de agosto y debería ser excepcionalmente fiesta en Sevilla, una fiesta importante además, para que la gente se de cuenta de lo que se conmemora. Porque hoy se cumplen 500 años justos de la partida desde Sevilla de la expedición que daría la primera vuelta al mundo y tras ello volvería a esta ciudad, tres años después, a presentar sus informes. Pero no lo es.

La conmemoración oficial de este hecho histórico, quizás el mayor hito programado de España nunca realizado, el que cambió por última vez la concepción del mundo en que vivimos y propició lo que hoy llamamos globalización, ha dejado de soslayo a la ciudad que lo vio gestarse, organizarse, financiarse, dotarse de naves y avíos, y finalmente, el 10 de agosto de 1519, zarpar del Muelle de las Muelas, junto a la actual Plaza de Cuba.

Todo el mundo, en todas partes, chicos y grandes, reconocen como un éxito norteamericano la llegada del hombre a la luna hace 50 años. Sin embargo, la primera vuelta al mundo, española, realizada desde el Cabo Cañaveral de la época que era Sevilla -¿o habría que decir que Cabo Cañaveral era la Sevilla del siglo XX?-, más fuerte y arriesgada que los viajes espaciales, más universal por sus consecuencias, no se reconoce, ni tampoco su origen ni su destino.

Sevilla ha desaparecido de los programas oficiales de la parte que más debería haber cuidado el detalle. Sólo en el plano nacional es tenida en cuenta; porque por aquí se ha aceptado in extremis, por razones políticas y salvo notables excepciones que no tienen mucha influencia pero si ciencia, que la efemérides se conmemore del 20 de septiembre de 2019 al 6 de septiembre de 2022, salida y vuelta a Sanlúcar. Sin Sevilla. La historia reconocerá ésta como la conmemoración de los errores históricos. La tacañería de los egoísmos locales, que dijo un historiador.

Si, bueno, hoy en Sevilla se conmemorará tan importante fecha, pero sólo habrá tres o cuatro cosas, como de paso, ninguna de ellas digna de memoria. Habrá un desfile militar con autoridades, se inaugurará un centro de la Fundación Nao Victoria y estará la partida de un velero de recreo que se propone dar la vuelta al mundo. Estas dos últimas son las únicas propuestas de la sociedad civil que han llegado a buen puerto. Pero ni siquiera estará la propia Nao Victoria, el símbolo oficial del V Centenario, que tiene otras cosas más interesantes que hacer por las costas francesas.

¿A quién no le “espanta esta grandeza”? La que la Ciudad dedica al día en que se conmemoran los 500 años de la partida de aquel proyecto trascendental para la humanidad… Nada innovador, nada nuevo.

Tras muchos años de trabajo con la sociedad civil, me entristece. Pero no me desanima. A pesar de que parece como si Sevilla hubiera perdido su orgullo de ciudad, su grandeza, y se hubiera sumido en una apatía enfermiza e improductiva, lejos de la ciudad “triunfante en animo y nobleza” que decía Cervantes y en la que la desgana paraliza hoy sus grandes proyectos y, sobre todo, su orientación hacia el progreso. La ciudad inmóvil.

Porque la Iniciativa Ciudadana Sevilla 2019-2022, que está tras la fecha desde 2007, no pretendía ni fastos ni cohetes, ni mucho menos. Con la ocasión del V Centenario sólo buscábamos poder desarrollar oportunidades para hacer cosas en nuestra tierra que trascendieran al día a día, que generaran expectativas en la población, riqueza real… en la sociedad civil, en sus redes, en las empresas, en el futuro tecnológico, en la economía digital… en la memoria de que una vez fuimos la punta de lanza del mundo y que, aunque ya no esta el mundo para tales planteamientos, siempre podemos tener la voluntad de pelear por volver a ser de los primeros. Pero sin el apoyo de lo público, claro, no hay tutía.

Lo que tendremos, por ahora, es cohetes y fastos. Es decir, acciones que no tienen resultados distintos a los que ya llevamos obteniendo desde largos años atrás y que ya ven ustedes cuales son.

En fin, que ya verán ustedes, que actos si que hay, pero de pequeño alcance y parecidos a lo de siempre. Aunque las propagandas oficiales, magallánicas de toda la vida que diría Antonio Zoido, digan que deberíamos sorprendernos y maravillarnos por esta máquina insigne” que hoy se despliega.

Pero, como miramos lo que se hace y no lo que se dice, nosotros diremos como el valentón de Cervantes, ante el túmulo a Felipe II en Sevilla:

«Es cierto cuanto dice voacé, señor soldado.
Y el que dijere lo contrario, miente.

Y luego, siguiendo los versos inmortales, podremos calarnos el sombrero, meter las manos en los bolsillos, mirar al soslayo e irnos. Porque no habrá nada.

A ver si de aquí a tres años esto mejora…

El triunfo del tabaco

Nada, que la gente no se lo cree. O que a la inmensa mayoría le da igual.

Debe ser verdad que fumar mata, que el humo del tabaco contiene más de 70 sustancias cancerígenas o que el fumar provoca cáncer de boca y de garganta. Supongamos que es verdad, que el tabaco es el principal actor en esos dramas.

Pero lo que si es irrefutablemente cierto es que tales advertencias, que ya pasan literalmente desapercibidas, invisibles, para los consumidores de tabaco, a pesar de las horripilantes fotos con que el gobierno adorna las cajetillas de tabaco, no inducen a nadie a dejar el vicio.

Se cuenta el chiste del que entra en un estanco, pide tabaco, le dan un paquete con la leyenda de «El tabaco causa impotencia» y el tio dice: «A mi de ese no, dame del que pone cáncer u otra cosa»…

Y ni siquiera el precio, que ya es una barbaridad para lo que es el paquetillo, cargado de impuestos y gravámenes con los que el gobierno engorda su caja para hacer sus cosas y aún piensan en subirlo. Para disuadir del rentable consumo, dicen mientras andan preocupados por las pérdidas en impuestos que supone el tabaco de contrabando, 331 millones el año pasado de los más de 9.000 mil millones que factura Hacienda al tabaco legal.

Así que tras tantos años de subir precios, de poner fotos horribles, de hacer campañas diciendo que el tabaco mata… el consumo de tabaco sube; no baja, que es el objetivo que dicen que tenían para todas las barbaridades mencionadas. O las campañas son sencillamente inútiles o aquí pasa algo…

Uno se teme que todo lo que no sea prohibirlo y quitarlo de la circulación es un paripé; vamos, que no pretende acabar con el consumo de un producto al que el Estado saca sus buenos sus dineritos. Igual es sólo una forma de minería de euros aplicada a una parte de la población. Fíjense en el precio de venta del paquete en cada país y piensen que el precio de fabricación es el mismo para todos…

Y si ya, para colmo, unimos el dato de que vivimos en el país con la vida más larga de Europa…

« Siguientes entradas